TenerPelo

Foro sobre alopecia, calvicie, tratamientos para la caída del cabello y Medicina estética. 

  • De Cocinero de Rota, al Cocinero de Cristo

 #8624  por Javid
 Dom Mar 31, 2019 4:32 am
Imagen
Papa hiciste del despiste virtud, del error, gracia, del fracaso, perseverancia, de no entenderte en alguna que otra cosa, a ser mi amor total, nos mostraste desde siempre con tu ejemplo el valor de la generosidad y el servicio a los demás, haciendo de camarero y cocinero gratis muchas, muchas veces, para servir a los demás en sus necesidades, en sus bodas, en sus comuniones, donde hacía falta, allí estabas tú.

Tuviste una gran pasión, tu Gran Amor por la hostelería, antes de que nacieras ya la amabas, hiciste de ser camarero algo importante, con el Centro de Hostelería Roteño quisiste darle forma, hicistes e impartistes numerosos cursos de formación, sin tener titulación alguna avanzabas y ayudabas a avanzar, más allá de tu gran capacidad innata para este servicio de camarero, que te encantaba.

Servias sin haber sido estrictamente una persona "religiosa", pero más allá de todo eso, llevabas el servicio en tu sangre, y servías, hacías paellas, comidas gratis para personas del día a día necesitadas y también para los más necesitados.

Eras tú para los demás y su necesidad.

Fuiste un adelantado a tu tiempo en el mundo de la fotografía y de las grabaciones en vídeo (antiguos tomavistas), y grabastes a casi toda Rota y sus gentes.

Uniste tu adelanto al tiempo, tenías un cine en casa montado por ti, y ya en nuestra infancia disfrutamos de ello, de hilo musical, luces fluorescentes de colores, interfono, etc., eras un genio Papa, y comenzaste a grabarte haciendo programas de cocina en casa.

Creo que no me equivoco en decir que eres el PIONERO de la grabación de COCINA en España, te autogrababas tu sólo, ponías un tripode y luego montabas tu sólo tus propios programas, pues hacías programas para ti desde hace muchísimos años, cuando aún siquiera existían, fuiste su precursor, un innovador y creador televisivo.

Tu afán de servicio y tu Don de gentes te hizo pasar mucho tiempo en la calle, y por eso la gente te quiere tanto, creo que no hemos sabido apreciar tu talento a tiempo, y la televisión y tu libro nos muestran la marca indistinguible de tu grandeza.

En tus programas televisivos iniciales hablabas y hablabas y hablabas, y contabas muchas cosas, y la gente me decía que ponía la tele porque le gustaba escuchar al cocinero José Luis, y es que tus palabras eran experiencia de vida, aunque trasmitías también tu naturalidad que pese a tus errores, llenaba la pantalla con la plenitud de tu bondad.

Siempre te han encantado las personas mayores, hablabas con ellos y aprendías mucho de ellos, a quienes respetabas muchísimo, y eso siempre lo he admirado de ti.

Creo que como a muchos nuestros PADRES o MADRES "se nos escapan", se nos van antes de tiempo, antes de poder reaccionar mejor y estar más tiempo con ellos, antes de poder habernos comprendido del todo, eso es así cosas de padres e hijos, generaciones diferentes, ley de vida suelen decir, pero la FE nos dice que "el Amor cubre multitud de faltas", y así ha sido.

Hemos vivido la Pasión de la Semana Santa, antes de tiempo, sí [email protected], hemos sufrido 21 días en su última etapa, donde le hemos acompañado, cuidado y Amado, y que como dice el Señor, cubriendo así multitud de nuestras faltas, le hemos Amado durante la vida, le hemos Amado durante su sufrimiento, le hemos Amado en su fragilidad, le hemos Amado en su debilidad, le hemos Amado hoy día, y hoy nuestro Amor es Eterno.

Cerro los ojos como en un sueño, estuvo previamente acompañado por quienes les amábamos, quienes se lo dijimos, y nos despedimos con besos de pasión y vida, muy muy pero que muy tiernos.

Y es que en tiempo de hospitales los besos, las caricias, las miradas, abrazan como Ángeles Celestiales, a quien fue nuestro procreador, y nos dio todo lo bueno.

Hoy sí, hoy José Luis, es un Cocinero del Reino, que marcho para servir y para hacerles reír, a los que antes partieron.

Para terminar diré, lo que aprendí de mi Papa, que nuestro error puede ser virtud, nuestra tozudez, simpleza, nuestra afición, servicio, nuestros descuidos, pureza, y nuestra torpeza, grandeza.

Papa tuvistes que llevar desde hace años del primer ictus, la cruz, una cruz a la que te supiste en humildad adaptar, y en esta tú última larga estación de 21 días de Cruz, cual Cirineo gustoso te acompañamos, oramos y velamos, pero sobre todo, todo, te Amamos y Cuidamos.
Imagen
Como nuestro Dios Padre, toda tu vida desde que naciste te ha visto, sabemos sin lugar a dudas, que hoy el Cocinero de Rota, es el Cocinero de Cristo, con quien hoy está celebrando y disfrutando junto a Él, y sus familiares de una Gloriosa y entrañable cena, junto a Cristo, en el Gran Restaurante del Paraíso. Amén.

Ruego una Oración por él.

Gracias Papa, te Queremos Mucho.